El mundo

Templanza 02/04/2013
Templanza

Mensaje recibido el día:

21-10-2012

El mundo.

 

¿Pero que es el mundo? En esa palabra englobáis todo un planeta, toda una ejecución de cosas englobadas a unas virtudes ¡aún ni siquiera os habéis parado a descifrar! El mundo lo engloba todo, pero todo no es un mundo.

Mirar la luna y las estrellas están ahí, las miráis y las sentís lejanas. Todas las partículas se unen formando diferentes mundos, cada uno hecho a medida de ese proceso rencarnatorio que debe de llegar a cada uno.

Pero dentro de estos mundos, existen otros que apenas percibís e ignoráis de su existencia. Están ahí, y muchos de ellos estancados en vuestras mentes.

Esos son los mundos que hoy quiero hablaros para ayudaros.

La mente es portadora de infinidad de actitudes y pensamientos, formando una serie de ideas muchas veces irreales a la verdadera realidad. ¿Pero cual de todas ellas es la que se debe de salir, para llegar a ese verdadero mundo?

El ser humano es muy complejo y de hay muchas actitudes mal enfocadas y encaminadas. La naturaleza es otra y ha sido creada para formarse, amarse y ser feliz. Estas tres cosas son fundamentales y todo espíritu en proceso de evolución, anhela y desea.

Ese mundo a veces tan irreal, es muchas veces más real del que habitáis. Hay una fuerza dentro de cada uno que os invita a buscar ese conocimiento de luz y progreso.

A lo largo del tiempo, ha habido muchos mundos en un mismo mundo, y diferentes mundos en cada uno de todo espíritu, creador de su avance y conocimiento. Entre la realidad y la no realidad existe un abismo grande y pequeño a la vez, por eso siempre se os repite que la vida es aprendizaje y progreso.

Esto debéis ser conscientes para anidar en todas las cosas buenas, e ir formando mundos de paz y amor.

La formación  de cada espíritu es individual, pero siempre va dejando secuelas al rededor que pueden ayudar o destruir. De ahí la importancia de su saber y conocimiento, en un progreso de avance hacia el bien como tantas veces se os repite.

Crear un mundo de paz, de amor, y luchar por todos esos mundos que soñáis en vuestro interior.

Que la luz que siempre os guía la recojáis y la llevéis siempre en vuestro corazón hacia todos los demás.

Luz y amor para todos.

Comparte esta nota:
Etiquetas:

0Deja tu comentario